archivo

Archivo de la etiqueta: Psicoanalísis

560 —¡Forastero! Hay sueños inescrutables y de lenguaje obscuro, y no se cumple todo lo que anuncian los hombres. Hay dos puertas para los leves sueños: una, construida de cuerno; y otra, de marfil. Los que vienen por el bruñido marfil nos engañan, trayéndonos palabras sin efecto; y los que salen por el pulimentado cuerno anuncian, al mortal que los ve, cosas que realmente han de verificarse. Mas no me figuro yo que mi terrible sueño haya salido por el último, que nos fuera muy grato a mí y a mi hijo.

La Odisea.

Solo en su cubículo. Compone las mentiras blancas del día. El clic-clac del teclado suena con ritmo maquínico. Timing perfecto en el que el ejecutante se disuelve. Deja de ser persona y es dedos y teclado y clic-clac. Es la música minimalista del hastío. Giro inesperado: fundido a negro. En la escena se ve un páramo terracota con algunos matorrales. El tiempo es irregular, avanza y se repliega sobre sí mismo; noche y día son un sinsentido cuando se altera la regularidad del tiempo. Crack. El reloj deja de girar, sobre el páramo se posan mil soles, asfixiantes. La tierra es una braza que contrasta con el azul pálido del cielo. De la piedra brota una gota, como de su coronilla, y la recorre por un costado. Cae. Y me lleno de desasosiego. Y quiero llorar pero no puedo. Descubro que soy una piedra en el desierto. Un ser inerte en el umbral de la eternidad, incapaz de cruzarlo o echarse atrás. Ni en mis sueños tengo control de lo que hago. Una fuerza ajena habla por mi y actúa por mí. Condenado a ser espectador de mi recorrido hacia la deriva, de camino de desesperación. Y ahora que lo pienso…

– Se han acabo sus 45 minutos. Creo que hemos progresado mucho.

Maslow as its best
Queridos psicólogos. Ustedes que creen que el DSM es verdad revelada, que Maslow dio grandes aportes a la psicología o que la terapia Gestalt tiene algo de clínico, a ustedes les pido de favor se tiren de un risco. Por su atención, muchas gracias.

A esta conjura, quizá, podrían salvarse algunos psicoanalistas. Muchos. No todos, pero sí muchos.  Hay por allí algunos abiertos a la discusión y la confrontación.

Mi amigo, mi querido amigo, me ha replicado -quizá con justa razón- que son los psicoanalistas y no los humanistas los que habrían de ir a la hoguera. ¿No excluyeron estos a Jung y sectarizaron el movimiento; no ellos ocasionaron la aparición de la Tercera Fuerza al ser unos pillos totales; no los psicoanalistas han sido responsables de formar un gran aparato de represión, un corsette psicológico; no los psicoanalistas?

Read More